CÁLCULO DE OHMIOS

Ley de Ohm

Siendo la ley más básica y utilizada en electricidad, la ley de Ohm establece que la intensidad de la corriente que recorre dos puntos de un circuito eléctrico es directamente proporcional a la tensión eléctrica entre dichos puntos. Por esta razón, se usa para explicar la relación entre la corriente, el voltaje y la resistencia, en donde I es la corriente que pasa a través del objeto en amperios, V es la diferencia de potencial de las terminales del objeto en voltios y R es la resistencia en ohmios.

De modo que R es constante e independiente de la corriente, V tiene un menor flujo de corriente a mayor resistencia, e I es directamente proporcional a la tensión aplicada e inversamente proporcional a la resistencia del mismo. Se trata entonces de una propiedad específica de ciertos materiales, por lo que no es una ley general del electromagnetismo como la ley de Gauss. Esto se traduce en términos matemáticos en que  V = IR.

Cálculo de Ohmios 1

Historia de la Ley de Ohm

Antes de existir alguna calculadora de resistencias, nació primero la ley de Ohm en 1827 con la investigación realizada por el físico alemán Georg Simon Ohm en la serie galvánica. Fue en este campo de la Física en donde Ohm halló una serie de valores de tensión y corriente que pasaban a través de unos circuitos eléctricos simples; lo cual dio lugar a una investigación rigurosa que se transformó en una ley eléctrica que llevaría su nombre años después.

Gracias a ello, Ohm fue reconocido y homenajeado a lo largo de su vida: la Universidad de Munich le otorgó la cátedra de Profesor de Física en 1849 y la Real Sociedad de Londres lo premió con la medalla Copley en 1941. Sin embargo, el mayor homenaje que se le pudo hacer fue nombrar la unidad de resistencia eléctrica con uno de sus apellidos, Ohm.

 

Propiedades de la Ley de Ohm

  • Resistencia eléctrica: oposición o dificultad que se encuentra una corriente al recorrer un circuito eléctrico cerrado, el cual permite frenar o atenuar el libre flujo de electrones. La unidad de resistencia es el ohmio (R o Ω); es decir, se trata de una resistencia que ofrece un conductor cuando circula un amperio (intensidad) por él y entre sus extremos, dando lugar a una diferencia de potencial (tensión) de un voltio.
  • Ohm: es la unidad de resistencia eléctrica y un ohmio es igual a la corriente de un amperio que fluye cuando un voltaje de un voltio se aplica. Todos los circuitos tienen un cierto grado de oposición (o resistencia) al flujo de corriente a través de ellos, resultando en su relación de R= V/I, en un aumento en el flujo de corriente con la misma tensión y en una disminución de la resistencia.
  • Voltio: es la unidad de fuerza electromotriz o presión eléctrica (PD) que, constantemente aplicada a un circuito que tiene una resistencia de un ohmio, produce una corriente de un amperio. Es decir, el agua que fluye a través de un tubo de cobre puede considerarse similar al voltaje que fluye a través de un cable eléctrico, ya que requiere una fuerza para conducirlo y la resistencia a este flujo se mide en amperios.
  • Amperio: es la unidad estándar de corriente eléctrico, la cual se produce por una presión de un voltio en un circuito que tiene una resistencia de un ohmio.

 

Tabla de resistencias – Entendiendo la Ley de Ohm

Debido a la existencia de materiales que dificultan más que otros el paso de corriente eléctrica, el valor de su resistencia y de su intensidad de corriente en ampere varían de forma inversamente proporcional. De modo que a medida que la resistencia aumenta, la corriente disminuye, y que la resistencia disminuye, la corriente aumenta. En ambos casos, el valor de la tensión o voltaje requiere mantenerse de manera constante.

En consecuencia, la ley de Ohm se cumple para circuitos y tramos de circuitos pasivos que a) tengan exclusivamente cargas resistivas (no inductivas ni capacitivas) o b) posean un régimen permanente. En ambos casos, el valor de la resistencia de un conductor puede verse influido por la temperatura. Por ello, desde un punto de vista de la física, cualquier dispositivo o material intercalado en un circuito eléctrico representa en sí una resistencia para la circulación de la corriente eléctrica, y por ello se puede aumentar o disminuir la resistencia a una corriente eléctrica en función del material de dicho dispositivo.

Para calcular el valor de la resistencia que ofrece un material específico, con largo y grosor definidos, se aplica la siguiente fórmula:

Cálculo de Ohmios 2

En donde la Resistencia (R) es igual al producto de rho (ρ) por la longitud (L) del conductor, dividido por la sección o grosor (área S) del conductor. De modo que rho (ρ) es una constante llamada resistividad, y que depende del material; L es el largo o longitud en metros del cable o conductor; y S es la sección o grosor en mm2 del cable o conductor.

Para más información, te compartimos un cuadro con algunos valores para rho (ρ), según el tipo de material conductor:

:

Cálculo de Ohmios 3

Para calcular los valores de resistencia, se conoce ya la constante de resistividad (ρ) y, por tanto, se debe identificar tanto el largo del conductor (L) como la sección (S). Por lo que:

  • A mayor longitud, mayor resistencia;
  • A menor longitud, menor resistencia;
  • A mayor sección, menor resistencia;
  • A menor sección, mayor resistencia.

De modo que una vez que se analicen estas cuatro afirmaciones, se deduce que el valor de una resistencia es directamente proporcional al largo del conductor e inversamente proporcional a la sección del mismo.

Cálculo de Ohmios 4

Calculadora de resistencias a través de la Ley de Ohm

Este programa te permitirá calcular la tensión, la corriente, la resistencia y la potencia en un circuito eléctrico a través de la Ley de Ohm y de sus fórmulas derivadas.

R (VALOR ÓHMICO)

R = U / I =

R = U2 / P =

R = P / I2 =

I (INTENSIDAD)

I = U / R =

I = P / U =

I = √ ( P / R ) =

U (VOLTAJE)

U = R * I =

U = P / I =

U = √ ( P * R ) =

P (WATIOS)

P = U * I =

P = U2 / R =

P = R * I2 =